¿Qué es el bruxismo infantil?

El bruxismo es un trastorno que se produce de manera involuntaria y consiste en apretar demasiado la mandíbula, haciendo rechinar los dientes unos con otros. Debido a ello, se produce un desgaste en los dientes que es necesario evitar o solucionar para no seguir dañando los las piezas dentales. Esta acción no tiene ningún propósito y aquel que la hace no puede controlarla. Este trastorno puede aparecer en cualquier etapa de la vida, aunque es bastante habitual que se dé en niños y adolescentes. Es lo que llamamos el bruxismo infantil.

El bruxismo en los niños es bastante frecuente, por ello, si detectas que a tu hijo le sucede, no debes alarmarte. Muchas veces al ser padres primerizos o no entender por completo este trastorno nos asustamos con facilidad, pero lo más indicado es que consultes con tu odontopediatra en Valencia para que te explique con detalle qué tratamiento es el más efectivo para su caso.

El bruxismo infantil suele aparecer cuando el niño tiene entre 4 y 6 años, aunque generalmente este hábito tiende a desaparecer con el paso de los años. Por la noche, el bruxismo suele ser bastante más severo ya que se los músculos de la masticación se contraen de forma más violenta y hasta puede escucharse dicho sonido. En los adolescentes la presión excesiva de la mandíbula puede provocar dolores musculares, de cabeza y problemas en la articulación mandibular. Este trastorno puede prolongarse hasta la edad adulta.

Actualmente se desconocen las causas del bruxismo, pero algunos estudios lo asocian a estados de ansiedad y estrés. Por ello, es importante identificar y tratar las causas que provocan estrés, en algunos casos puede ser necesario consultar a un profesional, como un psicólogo o psiquiatra. También es recomendable reducir los hábitos que potencian el bruxismo: masticar chicles, comer chucherías o morderse las uñas. Si tienes cualquier duda, consulta con tu dentista de confianza.

Problemas bucales en el embarazo

Son muchas las mujeres embarazadas que desconocen lo importante que es cuidar la salud bucodental durante esta etapa. Pueden surgir los típicos problemas bucales en el embarazo y por eso queremos prevenirte, para que sepas que es esencial acudir a tu dentista de confianza y qué aspectos debes tener en cuenta para mantener una salud oral adecuada durante los 9 meses de tu gestación.

El cuerpo de la mujer sufre distintos cambios hormonales durante esta etapa, y son precisamente esos cambios los que afectan en gran medida a nuestra boca, sobre todo dientes y encías. Son unos meses en los que los dientes se vuelven más sensibles y vulnerables a padecer gingivitis. La gingivitis en una enfermedad bucodental que afecta al 75% de las embarazas, y se trata de una inflamación de las encías como consecuencia de una proliferación de bacterias en la boca.

Si la gingivitis no se trata a tiempo, ésta puede derivar en un problema bucodental más severo, como la periodontitis. Aumentan las probabilidades de sufrir una pérdida de hueso, de que los dientes se muevan e incluso padecer tumores benignos en las encías.  También se asocia de manera directa la periodontitis con el aumento de riesgo de parto prematuro.

Para evitar todo este tipo de complicaciones, lo mejor que puedes hacer es acudir a tu dentista y seguir todas las pautas e indicaciones de higiene que te recomiende. Tras el embarazo, todo este tipo de alteraciones bucales remiten, así que estate tranquila.

Los cambios hormonales durante el periodo de gestación también pueden provocar cambios en la composición de la saliva y en la acidez. Sin ir más lejos, pensemos en uno de los síntomas típicos de los primeros meses de embarazo: las náuseas y los vómitos. Ambas pueden provocar una mayor erosión del esmalte dental, así como mayor sequedad bucal, inflamación gingival y problemas de caries dental.

Desde la Clínica Dental Malilla, queremos recordar a todas las mujeres embarazadas que los especialistas recomendamos visitar al dentista como mínimo una vez durante todo el embarazo, sobre todo durante el segundo trimestre. Será el odontólogo el que te indique cómo debes cuidar tu salud bucodental y si tienes que acudir más veces durante tu embarazo. No descuides algo tan importante como tu boca en un momento tan delicado y especial! La prevención dental es básica para evitar problemas bucodentales mayores que derivarían en tratamientos más complejos y costosos.

 

 

La salud dental en las personas con diabetes

Las personas con diabetes pueden verse afectadas en cuanto a la salud bucodental se refiere. Es muy importante que se tomen las medidas oportunas para mantener una correcta higiene oral y así evitar otros problemas mayores. En el artículo de hoy hablamos de la salud dental en las personas con diabetes y cuáles son las afecciones más habituales para poder prevenirlas.

Lo cierto es que existe un estrecho vínculo entre la diabetes y la salud dental, ya que las personas diabéticas son más propensas a tener gingivitis. Es por ello que se hace necesario llevar una correcta higiene oral, con una buena técnica de cepillado 3 veces al día después de cada una de las comidas. No debemos olvidar hacer uso de un buen dentífrico, de la seda dental y un colutorio indicado por su dentista.

Es primordial acudir de manera regular al dentista para que compruebe el estado de nuestra boca (dientes, encías y tejido bucal) ya que sólo así podremos garantizar que los dientes estén sanos, firmes y seguros.

A pesar de que la gingivitis es una de las afecciones más habituales entre las personas con diabetes, también destaca el problema de la xerostomía o también llamado “síndrome de la boca seca“,  una enfermedad que no es grave pero que es molesta y muy incómoda para quien la padece.

En ambos casos es importante acudir a su clínica dental de confianza y que su dentista evalúe el estado de su boca. Le puede indicar si siente algún síntoma, si tiene molestias, mal aliento, o cualquier signo que detecte que se encuentra ante un problema bucal. Todo ello tendrá mucha relevancia para el doctor, ya que de esta manera le podrá dar un diagnóstico temprano y seguro y juntos encontrar una solución para su caso concreto.

Queremos indicar que las personas con diabetes no deben tener ningún temor, ya que es algo bastante frecuente y si se toman las precauciones necesarias su salud dental no se verá resentida ni afectada por problemas graves. La prevención dental es la clave para mantener una boca siempre sana y cuidada, y su dentista es el más indicado para darle todos los consejos que usted necesita para lucir la mejor de sus sonrisas.

Entrevista al Dr. Luis Monforte

El Doctor Luis Monforte nos explica a través de esta entrevista cuestiones sobre cómo tener unos dientes sanos, cómo funciona el miscroscopio operatorio, cuáles son los tratamientos más demandados, etc.

EntrevistaLuis

Mantén tus dientes sanos con una buena higiene bucodental

Mantén tus dientes sanos con una buena higiene bucodental

¿Qué significa buena higiene bucal?
La buena higiene bucal proporciona una boca que luce y huele saludablemente. Esto significa que:

  • Sus dientes están limpios y no hay restos de alimentos
  • Las encías presentan un color rosado y no duelen o sangran durante el cepillado o la limpieza con hilo dental
  • El mal aliento no es un problema constante

Si las encías duelen o sangran durante el cepillado o la limpieza con hilo dental, o usted sufre de mal aliento persistente, visite a su dentista. Cualquiera de estas infecciónes indican un problema.

Su dentista o higienista lo ayudarán a desarrollar buenas técnicas de higiene bucal y le enseñarán a detectar las áreas que demandan una atención especial durante el cepillado y la limpieza con hilo dental.

¿Cómo se practica la buena higiene bucal?
Una de las cosas más importantes que usted puede hacer por sus dientes y encías es mantener una buena higiene bucal. Los dientes sanos no sólo le dan un buen aspecto a su persona y lo hacen sentirse bien, sino que le permiten hablar y comer apropiadamente. La buena salud bucal es importante para su bienestar general.

Los cuidados preventivos diarios, como el cepillado, uso de hilo dental y enjugue bucal, evitan problemas posteriores, y son menos dolorosos y menos costosos que los tratamientos por una infección que se ha dejado progresar.

En los intervalos entre las visitas regulares al dentista, hay pautas simples que cada uno de nosotros puede seguir para reducir significativamente el desarrollo de caries, las enfermedades de las encías y otros problemas dentales:

  • Cepíllese en profundidad, use hilo dental y enjuague bucal por lo menos dos veces al día.
  • Ingiera una dieta equilibrada y reduzca las ingestas entre comidas
  • Utilice productos dentales con flúor, inclusive la pasta de dientes
  • Use enjuagues bucales fluorados si su dentista lo indica
Consejos para cuidar tus dientes en vacaciones

Consejos para cuidar tus dientes en vacaciones

Con la entrada del mes de julio llegan para mucha gente las ansiadas vacaciones. Después de todo el año trabajando estas fechas son momentos realmente felices. El verano es como la navidad, son épocas donde nuestros excesos se multiplican y, no hablemos, si además contamos con un periodo largo de descanso. Lo que suele pasar en esta época es que descuidemos más algunos hábitos, entre ellos la higiene bucal. Se abandona tanto el cuidado de los dientes que es la época donde más pacientes acuden al dentista  buscando soluciones para la sensibilidad dental. Para que no tengas ningún problema, aquí tienes una guía de consejos básicos para el cuidado de los dientes en vacaciones si te vas de viaje:

  1. Al hacer el equipaje no te olvides de meter dentro un kit dental completo con cepillo de dientes, dentífrico, colutorio e hilo dental. Además si el viaje es largo, deberías llevar contigo al menos un cepillo de dientes en el equipaje de mano.
  2. Si estás llevando a cabo un tratamiento que tu dentista te ha aconsejado no lo dejes de lado, por mucho que estés de vacaciones continúa con los hábitos. Sobre todo si hablamos de ortodoncia, férulas o mantenedores.
  3. Cepilla los dientes después de cada comida, aunque estés fuera o en algún lugar donde incluso sea complicado (como un camping). Tu salud bucal te lo agradecerá.
  4. En los viajes de verano los niños y adolescentes son los que más disfrutan, ya que para ellos hay gran cantidad de actividades. Intenta que para las actividades deportivas de riesgo utilicen protectores dentales para evitar fracturas.
  5. Si se te ha olvidado el cepillo de dientes en casa, es momento de comprar otro entonces. Te recomendamos que para viajar o pasar una estancia fuera de casa, lleves contigo un cepillo de dientes manual en vez de eléctrico. ¿Por qué? El voltaje no es el mismo en todos los lugares.
  6. Una de las cosas más importantes es mantenerte hidratado, la saliva es muy importante para la salud bucal. Si quieres un correcto cuidado de los dientes no dejes que tu boca se seque.

Dentista en Malilla y clínica dental

La Clínica Dental está formada por un grupo de profesionales cuyo objetivo es aunar todos nuestros conocimientos, habilidades y experiencia para ayudarte a conseguir una boca sana, estética y con una buena funcionalidad.

Publicaciones recientes
Síguenos

Copyright 2016 Dental Malilla. Todos los derechos reservados